sábado, 26 de noviembre de 2016

EJEMPLO DE SIMBOLISMO ASTRAL JUNGUIANO

UNA SIMPLE ACLARACIÓN ASTROLÓGICA

13/8/1926

Convendría considerar  que aquello con lo que nos topamos en el vida exterior refleja, en última instancia, lo que existe dentro de nosotros mismos así como que las relaciones que establecemos dentro de la polaridad  subsiguiente  resultan el mejor espejo y la mejor enseñanza  de la urdimbre primordial de  nuestra psique.

Esta   idea no resulta nueva pues se encuentra  implícita en gran parte del pensamiento  griego al igual que la podemos encontrar en las enseñanzas herméticas el Renacimiento; sin embargo resultaba relativamente algo  nuevo en la literatura astrológica de hace cinco décadas por más que  Jung, quien se valió constantemente de sus intuiciones sobre la astrología, hubiera escrito exhaustivamente acerca del tema.  La astrología, no obstante, logró entrar en Inglaterra de la mano de la Teosofía.  Esta última  en cuanto sistema filosófico resulta benigno pero, sin embargo, se aparta con timidez de esa “naturaleza inferior” que la psicología profunda tanto se ha esforzado por devolver al lugar que se merece al pretender considerar la totalidad el individuo.

13/8/1926 (versión solar)



La psicología de Jung es más circular que vertical y que da valor a todas las dimensiones de la psique con la intención de mantener la salud, la armonía y el equilibrio psicológicos, por no hablar de ser capaces de dejar que los otros sean ellos mismos y no extensiones del sí  mismo. 
 La forma psicoanalítica de abordar la conjunción espacio temporal en un plano circular, llamado horóscopo,  entrelazado a los cuatro elementos básicos (fuego, aire, agua, tierra) y a las cuatro funciones de la conciencia ("yo-los demás" en el eje horizontal + "ancestros-destino" en el eje vertical) resulta altamente satisfactoria. Tan solo estos datos, aunque existan muchos más,  pueden representar la espina dorsal esencial de la una carta astral así como una imagen global de la pauta de evolución del individuo.




Es mucho el daño que, sin proponérselo, han causado a la astrología las columnas que los periódicos y las revistas populares dedican a los signos solares, y lamentablemente, incluso los más serios estudiosos de la astrología suelen caer en la misma trampa que el lector de tales columnas.

Valga de ejemplo  el principal de tales símbolos como ejemplo, es decir  el signo solar. 
 Este generalmente  se interpreta  como un conjunto de pautas y comportamiento preexistentes, por tanto cristalizadas. De este modo es probable leer que si uno es Aries resulta impetuoso, impulsivo, precipitado y le gusta competir y que  si nace Tauro será estable, digno de confianza, sensual, obstinado y aficionado al bienestar material y así respectivamente con el resto del los signos del horóscopo.  Pero todo ello resulta tan simple como lo han querido vender unos simples a una sociedad a modo de reflejo de su propia simpleza, y lo más triste es que ha cundido; lo cual no solo enfurece a quienes se acercan a los cielos con respeto, conscientes  de su continuo cambio  sino que les puede entristecer hasta límites insospechados porque poco importa  el signo solar, como el resto de los simbolismos interpretados de forma tan banal.
26/11/2016
 
En realidad  tendría mucho más sentido y estaría más de acuerdo con la comprensión de la psique aportada por la psicología analítica considerar al sol no como un mero catálogo de rasgos de carácter, sino como aquello que uno se esfuerza por llegar a ser, lo que uno es en potencia.  Es decir, este símbolo del yo plenamente integrado  raras veces se alcanza  antes de haber pasado los primeros treinta años de vida, lo cual coincide con el comienzo de un auténtico cuestionamiento de un  sí mismo que llega pisándole los talones a la crisis de los veintinueve años, conocida en el argot astrológico como  “el retorno de Saturno”. (Cuando  la danza de dicho planeta a través de la “ro(u)ta” del zodíaco personal  alcanza el mismo punto del nacimiento de un individuo, es decir recorre sus primeros 360º.

26/11/2016 (versión solar)

Vivir plenamente todo el potencial del sol resulta un viaje para toda una vida, por eso podemos decir que el signo solar NO hace que uno sea nada en particular; sino que más bien simboliza aquellas energías o aquel mito específico del cual estamos tratando de cobrar conciencia, y que intentamos expresar de manera creativa.  
Es tarea de cada individuo tomar conciencia del significado del simbolismo de su signo solar y expresarlo a través del canal de su propia y peculiar individualidad,  o en plan gráfico: a través del  ingrediente más llamativo (no siempre el más importante) de su “receta particular”.  Como si los individuos fuéramos guisos diferentes con las mismas materias primas  pero, estas últimas, en distintas proporciones, tratadas, troceadas e incorporadas en distintos momentos de la “cocción vital”. De esta concepción quizás surgiera la popular expresión de “le falta un hervor”, cuando un individuo demuestra andar escaso de algún ingrediente vital para su desarrollo.




De este modo resulta probable que haber nacido con el sol en Aries no haga a un hombre impetuoso e impulsivo, sino que necesite cultivar un sentido de la vitalidad de la vida, una capacidad para hacerse valer en el mundo exterior para iniciar cambios y reaccionar en forma creativa frente  a los obstáculos si ha de llegar a integrarse.  A riesgo de simplificar excesivamente, lo cual no resulta recomendable en absoluto, porque estaríamos cayendo en el mismo error simplista que criticamos. Para que resulte más sencillo de entender valgan  estos sencillos ejemplos referidos al astro sol.
Por tanto,  de manera similar, diríamos de  Tauro que debe aprender a relacionarse con el mundo terrenal y a incorporar  el sentido de un valor permanente.  Géminis tendría que aprender a cultivar sus poderes de discernimiento intelectual para poder saber más acerca del mundo que lo rodea. Cáncer debería aprender a abrir hacia los otros el caudal de sus sentimientos, para así poder alimentar los gérmenes de conciencia en aquellos a quienes ama.  Leo, a reconocer mediante sus esfuerzos creativos ese centro que lleva dentro se sí, que es el auténtico creador y al que debe rendir pleitesía.  Virgo a perfeccionarse y refinarse en su condición de vehículo de servicio para poder asumir su parte en la transmutación de todo lo que hay en la vida de  humilde o indiferenciada. Libra deberá aprender a reconocer los opuestos que hay en su propia naturaleza y a equilibrarlos de tal modo que pueda relacionarse con los otros.  Escorpio a amar e integrar su propia oscuridad de modo que pueda curar y curarse de la oscuridad que le rodea.  Sagitario a  ver la coherencia subyacente en toda aspiración humana para así  poder transmitir a otros su sentimiento de lo significativo de la experiencia vital. Capricornio a dominar su medio y también a dominarse para resplandecer como ejemplo del poder de la voluntad humana.  Acuario debe aprender a tomar conciencia de la vida grupal del colectivo donde forma parte y la manera de poder ofrecer su participación en el crecimiento de la conciencia colectiva. Piscis a ofrecerse como un don a la totalidad  de la vida para así poder cumplir con la tarea de rescatar lo que se ha perdido.


En resumen: El signo solar no es sino un conjunto de pautas de comportamiento y no hará que nadie sea sino   el símbolo de aquello que el individuo instintivamente perciba como  necesario alcanzar  pero lo más probable es que lo alcance con dificultad.  Por tanto, sería positivo tener presente que el sol no es un punto personal en el círculo personal sino que simboliza la senda, el objetivos y NO la máquina en que viajamos hasta que su “vocación” se concrete.  Representa el corazón en el cuerpo humano y ¿Cuántos de nosotros conocemos realmente nuestro corazón,  hasta qué punto su dinámica?



16 comentarios:

  1. Te lei despacio, ha sido interesant el rato que he tenido por aca
    Me sonrio al pensar en las personas que fueron inscriptas al nacer en tiempo diferente, se han de sentir como sapo de otro pozo
    Porque las gente en general mira las revistas de chimentos o horoscopodiario y creee con eso saber del caracter y sentir de los seres y zas, arman lindo lio
    Buen fin de semana Emejota
    Cariños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. MARTHA. Mientras te respondía se ha colado el comentario de Cayetano.
      Tu respuesta sigue a la suya. De todos modos lo del "sapo en otro pozo" tiene soluciones al hablar con el interfecto y "corregir" la fecha.
      La astrología, como sistema antiquísimo tiene grandes problemas, uno de ellos algo que se conoce como la "precesión de equinoccios", basado en que el cielo de la actualidad no es el mismo que en la antigüedad y por tanto los signos deberían correrse. Así un Aries seria Tauro y respectivamente.
      Desde luego se trata de un mundo sembrado de dificultades, por eso entre razones diversas, no debería comerciarse con la astrología....pero ayuda a conocer la naturaleza humana desde todos sus ángulos y nos obliga a mover las neuronas.

      Eliminar
  2. Parece que nos pusimos de acuerdo con eso de "abrir el caudal de los sentimientos a los demás". Esta tarde lo puse en práctica con mis amigos.
    Un saludo, Emejota.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. CAYETANO. Qué chulo!!! Y cómo te fue? porque tu te quedarías tan a gusto!!!

      Eliminar
  3. MARTHA. Si así es, que lo es, amen de quienes detractan y critican cualquier cosa desde el desconocimiento de su inexperiencia en sectores ajenos. Será porque no merecen otra cosa. Resulta duro, tanto como lo son las leyes de la naturaleza. Y no sigo que me entristezco, lo cual resulta poco recomendable para la salud.... sin embargo me debo a mi misma una entrada sobre tópicos, hábitos y clichés que me ronda la cabeza desde hace meses pero necesitaré tiempo para desarrollarla y de momento no podrá ser; los fogones, la fregona y ejercicio intensivo para mantener el cuerpo en perfecto estado (con el esfuerzo que cuesta) reclaman mi presencia inmediata.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como en muchos temas cuando entra el comercio se van desvirtuando la esencia
      Mi sentir _Emejota es que alguien (cada uno de la el nombre que mas quiera) dejo habierto el camino hacia el conocimiento de la astrologia para que fuera una herramienta mas en el camino del conocimiento de la naturaleza humana y de hechos que puedieran de alguna forma ser evolucionados para bien de todos
      Creo que hay seres de bien y otros que corrompen en aras de caudales materiales
      Hay un momento en que el ser es llamado (si asi le toca) en esta vida a seguir el camino espiritual, entre los senderos que lo conforman esta la Astrologia
      Si con mayusculas, pero el comercio que se hace de la misma la degrada
      En mi familia se ha vivido un echo dolorosa por causa de un "pseudoastrologo"
      Un abrazo vuele hacia alla
      Cariños

      Eliminar
  4. Hola Guapa:
    Ando disperso, una semana de vacaciones, que me hizo, desaparecer de estos rumbos.

    Como sagitariano, reconozco ser coherente con lo que digo y ser optimista, pero te digo alo: Soy feliz con la lluvia y días como los que tenemos ahora, que días soleados...

    Besote guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. MANUEL. Me alegra que hayas disfrutado de tus vacaciones.
      Jajjjj, ya te digo, me ocurre lo mismo, me encanta pasear bajo la lluvia.

      Eliminar
  5. Anda, o sea que en realidad yo no soy Geminis sino el siguiente, que no se cual es, en fin, menos mal que da lo mismo... :)
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  6. Soy Capricornio y por mas voluntad que pongo no alcanzo a entender este implicado mundo astral. Envidio por lo tanto a los Géminis y tener más discernimiento cultural.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. JUAN. Se trata de un idioma como otro cualquiera...pero te contaré un secretillo al respecto a dicho símbolo de la manera mas sencilla que pueda: me ocurre lo mismo que a ti con los Géminis, son tan listos, tan raudos!, pero me nacieron con cuatro raciones Capricornianas y me siento torpe, lenta pero muy constante. Jajjj o constantemente torpe pero organizo todo lo imaginable con gran esfuerzo y lentitud eso siempre.

    ResponderEliminar
  8. Creo que al final somos una parte de un todo y es un poco iluso creer que los astros no tienen nada que ver con nosotros, la luna mueve el mar y nosotros somos una gran parte de agua ¿y no nos afecta? vamos... Lo que desconozco es como nos afecta y si nacemos marcados, esto ultimo lo dudo, creo que cada uno puede trabajarse y mejorar.. Un saludo

    ResponderEliminar
  9. TEMUJIN. Estamos compuestos de materia sujeta a transformaciones químicas y sometidos a la ley de la evolución como parte del universo. Al menos hasta ese punto he conseguido llegar. Todo lo demás, incluida la astrología, solo son subterfugios a nuestra medida para ayudarnos a soportar la rudeza de la vida o la "levedad del ser", que decía Kundera. La vida esa dama tan atrayente que siempre nos acaba abandonando....por decir algo.

    ResponderEliminar
  10. Me interesa mucho el Jung de su autobiografía porque conectaba con lo invisible, y quizás con el sentido de la existencia. La astrología me parece una manera de interpretarnos, no sé si muy cierta, pero en mi caso, bastante precisa cuando releo una carta natal que me hicieron hace treinta años.

    ResponderEliminar
  11. AMALTEA. Muchas personas deben tener contactos con el mundo no visible y puede que ni se den cuenta, además cada cual lo interpreta "a su manera". Quizás comunmente sea denominado como "sensibilidad".
    Cada sistema de interpretación basado en experiencia y estadística a lo largo de siglos debe poseer un alto grado de "aciertos" y tantos detractores como desconocedores de su metodología. Si ocurre en campos tales como la medicina ¿qué podemos esperar de los sectores más sutiles?
    Me atrevería a decir que tan solo por tu nick el planeta Júpiter debe encontrarse muy activo en tu geometría, pero no me duelen prendas en reconocer mis innumerables errores. Al contrario, resultan un buen acicate para seguir investigando y jugando a bailar neuroncillas, en otra palabras a sentirse viv@.
    Te contaré una de las muchísimas anécdotas al respecto: En mis inicios en la red conocí a una bloguera, maestra ella, que como yo se había alejado del "mundanal ruido" y eligió una vida rural para vivir más o menos en solitario. Bien, pues al conocernos resultó que teníamos el mismo grado de ascendente astrólógico pero soles y planetas personales en total oposición. Me pidió una serie de "opiniones" sobre la mejor fecha para firmar unos papeles que le urgían, lo cual me pilló desprevenida. Además mostró interés por aprender astrología. Pretendí irle enseñando poco a poco lo que yo había aprendido muchos años antes, pero ella, al ver lo complicado y aleatoria que podía llegar a ser esta materia, prefiría tenerme como "consultora" a lo cual, tras recomendarle la fecha demandada por sorpresa que me pareció mas oportuna según mis limitadas entendederas, me negué. Pienso que lo mejor es que cada cual, haga sus investigaciones y experiencias diversas, busque su camino sin depender exclusivamente de personas, tarots, astrologías, religiones, filosofías o modas sociopolíticas diversas. En el mejor de los casos que "coteje anotaciones" con colegas en su misma onda y que cada cual se responsabilice de sus propias decisiones.
    De todos modos las cartas astrales serias, en la actualidad basadas en buenos programas astrológicos, permiten unas afirmaciones generales bastante acertadas, hilar más fino suele resultar muy complicado y esa debe ser labor muy personal.

    ResponderEliminar